Entrevista directa

Paola Nahuelhual: mapuche, feminista y comunista a la concejalía de la comuna de Valdivia.

En esta oportunidad conversamos con Paola Nahuelhual (37), madre de tres hijos, mujer mapuche, feminista y comunista. Con estudios en antropología en la UCT, ella es dirigenta social, presidenta de la agrupación de comités de vivienda Ruka Newen. Pertenece a la brigada de apoyo Teresa Flores, donde actualmente coordino el proyecto “Juntas nos cuidamos” un espacio de autocuidado para mujeres en tiempos de pandemia. Es vocera de la coordinadora de padres, madres y apoderados de Valdivia y encargada de la comisión de pueblos originarios del comité regional del partido comunista de los Ríos.

En primer lugar, quisiéramos saber  ¿Cuáles son tus razones personales para involucrarte como precandidata en este proceso político a la concejalía de la comuna de Valdivia?

Las principales razones que me motivan a involucrarme como candidata es el diagnóstico de la realidad local que me ha entregado el dirigir una organización donde el 95% de quienes participamos pertenecemos al 40% más vulnerable de esta sociedad, es una realidad difícil donde como dirigentes decidimos ir más allá de conseguir la casa propia y nos involucramos en esta cotidianeidad que todas y todos vivimos. Dentro de los principales problemas está el hacinamiento, drogadicción, alcoholismo, violencia intrafamiliar, analfabetismo, bajos niveles de escolaridad, mal acceso a la educación, salud, trabajo, etc . y detectamos que desde el municipio la institucionalidad funciona muy mal , hay mucho trabajo por hacer , dignificar la vida de las personas es posible pero hay que empezar por cambiar  a quienes llevan años entregando el mínimo a la comuna.

Tengo ganas de trabajar, tengo ganas de poner a disposición de muchos y muchas más , el trabajo que llevo haciendo hace años en la comuna , y creo que desde el municipio tendré muchas mas herramientas.

 ¿Cuáles serían tus principales críticas a la actual administración municipal?

Bueno las organizaciones donde trabajo, mi Comité de vivienda y todas las organizaciones que forman parte del pacto Chile Digno, que estamos por transformar el gobierno local.

¿Cuáles son las principales áreas en las que concentrarás tus propuestas para tu campaña a concejal?

Para mí es fundamental aplicar el convenio 169 de la OIT integralmente en el municipio, quiero impulsar desde la Concejalía una consulta previa en todas las decisiones del municipio que tenga impacto en nuestro pueblo Mapuche.

Ser un ente fiscalizador del cumplimiento del decreto 301 que reglamenta la calidad del educador y educadora tradicional, los establecimientos educacionales con dependencia municipal, particular subvencionada y de Servicios Locales de Educación, deberán incorporar a este agente educativo en los instrumentos de gestión escolar correspondientes, a partir del año escolar 2019.

 En cuanto a vivienda el principal problema para materializar los comités de vivienda es la falta de terrenos, la espera para conseguir la vivienda es desde 8 a 16 años, por lo mismo es urgente modificar el plan de uso de suelo, re activar Valdicor. Fortalecer y modernizar la oficina de la vivienda municipal y trabajar en conjunto con otras instituciones para conseguir fondos para comprar terrenos. Dentro del tema de vivienda como Mapuche es muy importante incorporar la pertinencia indígena en los proyectos inmobiliarios ya que actualmente no existe.

En cuanto a Mujer y genero Según la información del INE 2020 y del Departamento de Genero y Salud del Colegio Médico “GÉNERO Y SALUD EN TIEMPOS DE COVID”, el aislamiento social, como mecanismo para prevenir el contagio del covid-19, ha traído consecuencias negativas para las mujeres, agudizando las desigualdades y la violencia de género. En estado de emergencia hemos visto degradada nuestra calidad de vida a partir del aumento de la precariedad laboral y cesantía, y una reducción de ingresos significativo, una mayor carga en el cuidado de terceros, impactando en nuestra salud mental y física. Complementariamente, se ha evidenciado un aumento de violencia de género e intradomiciliaria. Frente a esto, participativamente y en conjunto, las instituciones públicas y la sociedad organizada tenemos que asumir una actitud proactiva para abordar solidaria y sororamente esta realidad y aportando a un cambio para el buen vivir de las mujeres. Es por esto que urge un óptimo funcionamiento de la oficina de la mujer, que no ha estado a la altura de esta terrible realidad. es necesario fiscalizar, dar soluciones rápidas y concretas a las mujeres que hoy por hoy nos hemos visto vulneradas.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba